Sunday, December 31, 2006

Día Internacional de la animación -Primera parte.

Hacía tiempo que Disney me había aburrido, de chico ya me había aburrido! ¿Cómo puede ser que industria de la animacion sea igual a Disney? ¿No hay otra manera de hacer películas clásicas?

MIYAZAKI

Nunca le había prestado demasiada atención cuando pasaron por cable "Mi vecino Totoro"(Tonari no Totoro). Tiempo mas tarde vi uno de los primeros anime que se salian de la media infanto- guerra- mecha. Era "Porco Rosso". Y el que me hizo preguntar y abrir una puerta sobre otro cine de animación oriental (sí, mucho mas de lo que pudo haber provocado en occidente el impacto "Akira")



Miyazaki explota a sus animadores, no se habla bien de él cuando se trata de su equipo trabajando durante largas jornadas, animando en pequeños cubículos donde terminan totalmente alienados. (aunque para no faltar a la verdad, esa es una condición de trabajo de casi todas las producciones industriales del dibujo animado)
Sin embargo, y sin justificarlo para nada, la obra refleja una mirada autoral como pocas en el cine industrial. Y otra vez tiene peso su recorte de lo cotidiano. Puede estar contando historias de ciencia ficción, de guerra o entrar en un surrealismo mágico, pero siempre apoyado en como sus personajes tienen que lidiar con hechos pequeños y concretos que los entremezclan ante cierta piedad y resignación, con un algo de esperanza, no barata, sino sostenida en que ninguno de ellos tiene otra forma de encarar las cosas.
Asi es como la malvada de turno termina siendo una viejita que está para internarla en el geriátrico y donde su maldad en realidad funciona como una forma de expresar su constante búsqueda por sentirse acompañada. Esto que asi escrito suena muy a bajada de línea disney. Miyazaki no lo dice, toca los temas supuestamente escabrosos como una etapa mas de la vida, que en definitiva nos alcanza a todos. Hasta cuando creemos que somos inmortales.

El valor de la palabra tiene un peso en el discurso de los personajes que se sostiene aún cuando saben que luego serán engañados. Pero no por ingenuidad, sino porque ellos mismos caen en sus propias vacilaciones, no pueden escapar a sus propias dudas. Y porque no existe el malvado absoluto, y el camino transcurre por la propia experiencia, que nos hace confiar (o no) en la otra persona. De alguna forma, por propia experiencia apoya su confianza, en amigos (o no), equivocado (o no), sus películas se construyen y avanzan a prueba y error. No necesita protegernos en un mágico mundo de colores, sino que vivimos conciente de los riesgos. Así totoro, nuestro gato imaginario es mas que un personaje ideado para vender el próximo muñeco de peluche (que se venderá, claro) O el increible gatito de "Kiki´s delivery", que está lejos de ser el personaje que solo hará chistes y comentarios graciosos.
Aunque sus películas mezclen diferentes elementos fantásticos, en el mundo de Miyazaki nada es mágico y los de afuera, son de palo. Aquí les adjunto un breve resumen de sus films, elijan su propia manera de abordarlo, mas allá de las propias preferencias, no tiene una sola película mala, después me cuentan.



****************
Neo Genesis Evangelion me revolvió la cabeza como ninguna otra serie de animación. Mucho tuvo que ver con cierta edad y momento de mi vida en la cual, una vez superado el "esta vez si, esta es la gran cosa luego de Robotech" era un cortar y dar de nuevo. Por empezar no hay héroes que salvan la tierra, Mas todo lo contrario, Shinji Ikari tiene terror a pilotear el Eva y la serie plantea todo el tiempo como escapar a su propio destino. La serie empieza como una mas del montón y con el correr de los capítulos, empieza a ocupar mas espacio la evolución psicológica de los miedos y crisis que se van desatando ante el misterio. Ya llegado los los últimos dos capítulos y luego la película, el tono es casi el de una sesión en un diván, donde cada personaje expone su caso. Y la película no hace mas que atacar tus sentidos, sin llegar a comprenderlo todo, uno recibe tanta carga visual planteados en formas de enigmas que de antemano uno tiene que verla con la predisposición de que es posible de que poco o nada encuentre una resolución que nos deje "tranquilos". Y muchas de esas dudas están basadas en la vida de cada personaje, en la posición que toman y la responsabilidad sobre sus actos. Algo de lo cual en mayor o menor medida como comenté al comienzo, en ese momento me estaba taladrando el cerebro.
Al punto de caminar por la calle y no poder evitar las vinculaciones entre Rei Ayanami y mi vida, como veran, todo muy nerd y freakie, pero necesario. En dos horas y media que duran los dos capitulos de la serie y la película, uno pasa de el estado racional de estar contándole a un psicologo parte de tu vida a terminar tirado en ácido en medio de una explosión de imágenes, en donde se mezcla la ficción, con tomas en vivo, collages y resoluciones metafóricas donde el universo toma forma y se modifica. En la película definitivamente está tooodo mal, pero Evangelion no es lo que viene, es lo que sucede en este preciso momento. Imaginen los momentos previos a cuando el mundo de uno, nuestra cabeza, está por estallar. Eso es la película. Y donde no hay un enemigo previsiblemente visible, todo comienza a fallar y la búsqueda entonces pasa por otro lado. Otra vez, al igual que Miyazaki, una película industrial propone algo diferente al resto de los animes que terminan llegando a la pantalla grande. En este caso, la puesta de las cámaras se ubican en lugares extraños e incómodos, donde la sensación que predomina es vouyerista, escondidos y espiando, siendo testigos de lo que pasa delante de nuestros ojos sin ser protagonistas, contemplando el imaginario visual que se nos presenta. Es necesario ver la serie completa para disfrutar el film, pero quería postear un fragmento para que vean como acompaña la animación, que es mucho mas trabajada que en la serie regular y que transmite parte de este clima que quería compartir, cuando la vi por primera vez:


INTERMISSION
Crumb mira desde afuera, Larkin mira desde afuera, Forbis mira desde afuera, Tilby mira desde afuera, Franquin mira desde afuera, Kricfalusi mira desde afuera.
MIRAN MONTY PYTHON

MONTY
PYTHON
*I*N*T*E*R*M*I*S*S*I*O*N*


ACTING -GESTOS -CARAS -DIALOGOS
ABSURDO -ACIDO -
¿QUERES ANIMAR? monty python
Mirar desde afuera
es
MONTY
PYTHON

******************* BIEN ADENTRO, CHE! ********************

Fin del intermission.

Día Internacional de la animación -Primera parte.

Jack Kirby me produce ataques esquizofrénicos
.
O alguna sensación parecida, que de chico, no podía evitar al mirar sus dibujos y quizás por eso quedó grabada en mi cabeza su línea gruesa y su sello en cada pose que planteaba. Miren este "capitán américa"


Es tan rústico por un lado, y mas allá de la carga pop que tiene su diseño, esta realizado de tal forma que desde como están plantadas las piernas de capitán america, demasiado abiertas para parecer natural (¿será contorsionista?) pero que generan en combinación con el giro de su cadera y su torso, cumpliendo asi el trayecto del golpe que nunca vimos pero que está ahi, sellado, permanente en nuestra retina y acentuado por esos seis soldados que quedan desparramados cual partido de bowling. Pero no están en el suelo, estan cayendo, el golpe se produjo pero la caída no. Sumada la onomatopeya, casi explosiva. que termina por dejar el cuadro abierto, desarrollando su movimiento permanentemente en nuestra cabeza cada vez que lo vemos. Aunque ni es por lejos de los mejores cuadros de Kirby, es claro en el efecto que produce. De alguna forma, por mas que me gusten muchos comics de superhéroes por sus planteos retorcidos (como puede ser alguien como Batman) de chico, el imaginario y la gráfica que me quedó grabada fue la de este tipo.

*********************
Cuando tenía ocho años apareció en el kiosko de mi barrio un dibujante que ya tenía una larga trayectoria, pero que nunca había visto antes. Tengan en cuenta mi invalidez para husmear en tiendas de saldos y demás, sin la presencia de algún mayor. O cuando eso sucedía, me limitaba a buscar Billiken, Anteojito, Mickey y varias porquerías más (aunque si puedo estar contento de haber disfrutado de chico los comics del Pato Donald de Carl Barks!!)

El tipo en cuestión era André Franquin

Y de pronto mis personajes infantiles crecieron unos centímetros, tomaron características mas cotidianas pero no dejaban de perder la frescura del dibujo caricaturesco. Y por sobre todas las cosas, nunca había visto una línea que contenga tanto movimiento, en cada trazo, en esa construcción de monitos. No me canso de mirarlo, el tipo dibuja un personaje parado y este parece salirse del papel, hay un otro yo contenido dentro, en la ropa, en la mirada, en cada gesto, por mas tranquilidad que demuestre. El cruce de curvas, la casi omisión de rectas perfectas (al contrario de lo que podría ser un Tintín de Hergé) En mi cabeza se mueven todo el tiempo, al igual de lo que me pasaba con Kirby, solo que aquí se agrega toda la carga costumbrista en su retrato de lo cotidiano, hecho caricatura. Sin ninguna duda, si alguien quiere quedar bien conmigo alguna vez, regalenmé algo de Franquin :)



*************************

Cuando cursaba dibujo por el año 1994, habían colgado una nota en el panel sobre la próxima "gran cosa" luego de los Simpsons. La nota estaba acompañada por un dibujo de los protagonistas, un gato y un perro chihuahua. Un dibujo que me hacía recordar al Tex Avery mas sacado......

Tex Avery es el rey del cartoon. Si a uno le recuerdan algún dibujo animado que hayas visto de pequeño, de seguro lo hizo él. Lo mas grandioso de droopy, bugs bunny, el lobo o el Pato Lucas (Duffy Duck). Él es el culpable de generar toda una línea de cartoons totalmente fuera de sí, para un público adulto. Donde cada corto se regía por la unión en crescendo de gags que en general hacían de quien los padecía, una persona cada vez mas miserable, al punto que los finales trágicos: suicidos, muertes, degollamientos, eran la solución y a la vez un escape.
Con Avery uno puede aprender

exageración:

deformaciones




timming

lineas de acción..................................
..................................

¡Lo hizo todo!








La próxima "gran cosa" después de los Simpsons era "The Ren & Stimpy Show"
De alguna forma John Kricfalusi retoma la línea de cartoons para adultos de Avery, pero potenciando el absurdo más cercano a lo que hacían "los tres chiflados" ("The three Stooges")
Por momentos su mirada parece suspendida en el tiempo, como si sus personajes estuvieran esperando las indicaciones del director. Entonces se aburren, bostezan, parpadean (pero solo de un ojo) o se babean encima.
Si Avery buscaba el gag continuo, por mas cruel que sea. Kricfalusi está hundido en el melodrama, se expresan y se relacionan de manera casi trágica. Hasta el pequeño detalle presupone un calvario, ya no en busca del gag sino en una puesta en la cual llorar, gritar, ver cosas donde no las hay y sentir que se ha recibido la peor puñalada son reacciones lógicas de las cuales ninguno de ellos está excento. Y pasan del llanto desconsolado a la alegría extrema sin matices, lo que estaba muy mal ahora es totalmente increible, a veces generado por una palabra de consuelo otras simplemente porque si. Esa manera de expresarse cuasi grotesca los hace aún mas absurdos.
A tal punto que la animación comienza a ser mas detallista y no tiene vuelta atrás. Diseños simples, agradables visualmente, que manifiestan ingenuidad, ternura y simpatía y demás adjetivos ñoños del estilo. En esa punta se apoya para contener la violencia en los personajes y desatarla cuando sea necesario. A la vez que mientras las acciones se suceden, la animación se centra en movimientos incómodos, que en general lo ridiculizan todo. Como se ve en el video de mas abajo, el bañero la juega de héroe, dibujado con un pullover de pelos increible, mientras que Kricfalusi focaliza el flameo de sus testículos, o en sus hermosas chicas que se comportan como ingenuas salvajes al refregarse a Stimpy por los pechos pero que en cuanto entra la visión adulta de Ren en el asunto, es tratado como una rata desesperada por captar su atención sexual.
La tensión sexual y ambigua que maneja Kricfalusi no se veia desde los tiempos del gran gran Fleischer. De alguna manera todos sus personajes tienen una carga sexual enorme, que en general es violenta, instintiva y animal. Y como esta tensión rige sus comportamientos, aunque no sea explicitamente un acto sexual propiamente dicho, aunque para eso están los psicos.
Hay algo de la mirada de los autores que hablamos anteriormente, que en Ren & Stimpy se convierte en un sin sentido. Nadie aprende nada y al otro capítulo todo comienza otra vez, mientras tanto, cada cosa que les pasa termina siendo una cuestión de vida y muerte. Y me rindo.





Saturday, December 30, 2006

Día Internacional de la animación -Primera parte.
"WHEN THE DAY BREAKS"
Director: Amanda Forbis - Wendy Tilby




Si tengo que resumir en algún otro corto parte de las influencias que describía en los trabajos de Larkin y Crumb es en este. No me interesa demasiado la historia, que de hecho no es lo importante y en donde se quieren centrar las autoras. Hay todo un camino trazado por cada uno de los personajes, signado por su rutina diaria que me atrapa. Por la manera en que lograron transformar esa rutina en una danza, ayudada por la música, muy de época cincuenta, a tono con el modo de vida ideal americano y remarcando todo el tiempo detalles intrascendentes. Nada genial, nada del otro mundo. Y asi, hasta que algo los interrumpe y deben utilizar sus sentidos para otra cosa, que quizás, ya no estaban preparados para afrontar.

Amanda y Wendy llamaron a sus amigos, los filmaron y los usaron como referencia a la hora de animar. Imprimieron parte de las secuencias de video y la utilizaron para lograr por un lado, esa sensación de documental y cámara en mano (ayudados por Martin Rose en los fondos, aunque como verán, también aparecen los fondos de la filmación en vivo) sin verse despegado el personaje de su entorno, algo que les hubiera jugado en contra. Y por otro, utilizan la referencia para obtener una fluidez en la animación en sutilezas propias de un ser humano, como puede ser un leve cabeceo o pequeñas anticipaciones que no son tan sútiles en un gallo o un cerdo ;-)

Me gusta el tono que tiene todo el corto, porque no se vuelve trágico ni pesimista, tampoco es un falso canto a la vida, es simplemente lo que es. Y no tuvo que recurrir a ningún clishe costumbrista, no necesitó de diálogos graciosos y las acciones se van sucediendo secuencialmente de manera que al final, uno respira ni aliviado ni mejorado. Se apaga el cigarrillo y punto. El presente de cada una de las cosas que uno hace. Terrible cuando nuestro presente tambien es rutinario, pero bueno, justamente, es en esa mirada donde hay un despegue del asiento, por el cual, ahora uno este escribiendo esto sobre el corto y no esté pensando en las boletas que debo pagar el martes en el banco. Que se pagarán igual, que me importa. ¿Ok?

Friday, December 29, 2006

Día Internacional de la animación -Primera parte.
"WALKING" Director: Ryan Larkin


Ryan Larkin merece un post aparte, un tipo que conocía por la animación que estoy posteando, pero que no sabía nada de su vida en detalle hasta ver el documental "Alter Egos" de Laurence Green. No puede dejar de carcomerme la cabeza este tipo que en su tiempo fue un groso para todos su pares, lo nominaron al oscar, y ahora está pidiendo limosnas en las calles de Montreal. De todas formas a un "E! hollywood true story" no le serviría de mucho su vida, porque el tipo está así por decisión propia y muy lúcido de su propio destino.

"Walking" me sigue produciendo una sensación de deconstrucción y construcción permanente. Podemos ver la mano del autor, dibujando, pintando y a la vez plasmando movimiento en su totalidad. Deformando las formas de los cuerpos, la repetición continua en el caminar, las diferentes manchas que representan el amontonamiento de gente, se desprenden, se mezclan y cada una sigue su camino ya pactado en su propia forma de caminar. Larkin va y viene en cada uno de esos estados, y profundiza sin entrometerse, como postales que cobran movimiento.
Lo imagino sentado en algún rincón, observándolo el todo y el recorte a la vez. Un recorte de lo que él mismo es en lo ajeno, y de lo que al final, no pudo hacerse cargo. ¿Cómo no te va a dar vueltas en la cabeza un tipo así?





El otro que me dió vuelta la cabeza fue este tipo:
--------------------------->aparentemente cordial, como cualquier vecino de esos medio ñoños, que ve en su caminar desgarvado un completo idiota que llega de su oficina a su hogar en una rutina que se repetirá hasta el día de su jubilación.
Pues bien, ese tipo dibuja cosas como estas:



Si antes hablábamos de Larkin como un tipo capaz de describir el movimiento en lo cotidiano. Robert Crumb encarna esa posición de outsider visual al extremo.

Como él mismo dice, tuvo que aceptar a que todo el mundo olvide su existencia para poder perder la presión de ser una persona "normal", y asi, liberarse. Y vaticinó "me haré famoso y me vengaré de todos". Claro que era una frase bien looser del tipo "¿y donde vas a encontrar a alguien como yo?"
No solo fue famoso, sino que abandonó esa fama tan rápido como pudo (pegándole una patada a los stones en su pico alto de carrera y varias anécdotas de ese tipo) llegando al punto de terminar perdiendo un juicio contra él mismo... y lo perdió!
Puse esos tres dibujos porque en ellos capta ese "algo" que lo hace patético y (im)perfecto a la vez. Basta con mirar a la chica que patina, que poco y nada tiene que ver con el supuesto "saber dibujar" (no hace falta que diga que es un gran dibujante, si es que hablamos de técnica) Lo termina despegando esa mirada, que a diferencia de Larkin, Crumb no solo se hace cargo, sino que escupe y vomita su inconciente, le es indiferente lo que salga. Probablemente lo perturbe, pero siempre considera que es mejor a dejarlo morir dentro. Asi que lejos está de formar su propio cáncer, método a seguir que no creo que recomiende el autoayuda del momento.

Maneras de llevar su vida, que de verdad, envidio profundamente. Aún no he podido llegar a ese nivel de entrega y compromiso, el día que pueda hacerlo y volcarlo en lo que hago, seré feliz. (¡Aunque quizás ya esté muerto! ¡Habrá que ver! quedamos asi, regio, macanudo)


DIA INTERNACIONAL DE LA ANIMACIÓN -Primera Parte



Hace un par de meses, más exactamente el 28 de octubre, se celebró el día
internacional de la animación. Al igual que el año pasado, un grupo de viejos
animadores se juntaron a explicarle a la gente, que es esto de animar.
De más está decir que lo de "viejos" no venía solo por la edad, porque los había
mas jóvenes, pero eran igual o peor de viejos en el discurso y la acción.
Amparados en difundir la creación de su quintita de trabajo (fracasando
estrepitósamente, pidiendo por favor a la gente que firmara unos papeles para
formar parte de un "sindicato") le daban forma, en cuanto a animación se
refiere, a uno de los días mas aburridos del año.

En general, la lectura que uno puede realizar de la animación suele empezar y
terminar en la televisión o en alguna película del momento. Así es complicado
plantear una nueva lectura sobre algo que es más de lo mismo. Pero por otro lado:

¿A quién le interesa?
¿A la misma gente que tampoco le interesa una lectura diferente de la música?
Nombro la música porque es una costumbre mucho mas arraigada que el ver
animación, y que también se limita a los circuitos de difusión de siempre
(radio, televisión, recitales en los mismos lugares)

Porque hasta cierto punto, creo yo, todos vemos y escuchamos mas o menos el
mismo caudal de información. De por si, el sentarnos a charlar con alguien
infiere algún tipo de movimiento. Y de nuestra parte, comenzamos a decodificar como ese tipo nos está hablando de cierta forma y no de otra, como gesticula, como se pronuncia y se para. Como influye su aspecto en su comportamiento y como genera pausas, marchas y contramarchas. Hay una emoción puesta en esas acciones, que produce que solamente esa persona sea la que se comporte así y no de otra forma. Por lo que supuestamente nos hace únicos, encasillados en patrones de movimiento que sufren pequeñas modificaciones y varian en sus comportamientos. Y si nuestra mirada recorta algún tipo de movimiento, es porque tambien, al final, terminamos recluidos en algún rincón de nuestro recuerdo. ¿Será por eso que intentamos actualizarnos en cada gesto, en cada palabra, como si nunca hubiera sido dicha por nadie?

La idea de este post es sencilla, simplemente hablar de los trabajos que en algún punto me hicieron ver a la animación como "otra cosa" Aunque la gran mayoría de las veces no sabía como explicar "esa cosa" (y mucho menos hacerla) hasta mucho tiempo después.
Asi que verán cosas conocidas, otras no tanto, tampoco hay un criterio de "esta es mejor que la otra" Porque de hecho las hay, pero sencillamente estas son puntuales, estuvieron ahi y en ese momento. Asi que, ahí vamos.....